Este sitio web utiliza cookies para obtener datos estadísticos de su navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta la política de privacidad.
Cerrar

           

Educación y la Asociación de Guarderías de Cantabria pondrán en marcha una mesa de trabajo para regular el sector



La Consejería de Educación y la Asociación de Guarderías han acordado poner en marcha una mesa de trabajo para abordar la regulación del sector de la enseñanza y educación infantil afectado por un vacío legal que lleva a que la normativa para apertura sea diferente en distintos municipios y que exista una ambigüedad sobre si las guarderías están reguladas por la Consejería de Servicios Sociales o por la de Educación. 
La puesta en marcha de esta Mesa de trabajó se acordó en un encuentro mantenido entre la Directora General de Innovación y Centros Educativos Mª Isabel Fernández Gutiérrez, la Presidenta de la Asociación de Guarderías Rosa Angulo, la vicepresidenta de la Asociación Mª Luisa Martínez y en la que participó también la Directora de CEOE-CEPYME Cantabria Isabel Cuesta.
La ambigüedad en la regulación del sector tiene su origen en 2007. Si bien hasta entonces tradicionalmente las guarderías habían estado bajo la tutela de Servicios Sociales, tras la entrada en vigor del Decreto 144/2007 -por el que se establecen los requisitos que deben cumplir los centros que impartan el primer ciclo de la Educación Infantil de la Comunidad Autónoma de Cantabria- se produce un vacío legal ya que, pese a que no se menciona específicamente a las Guarderías porque nunca se consideró que impartieran Educación Infantil esta tutela pasa a Educación. 
Esta situación lleva a que actualmente en Cantabria existen 70 empresas del sector dadas de alta en la Seguridad Social, sólo 17 de ellas están inscritas en Educación mientras que en el Instituto Cántabro de Servicios Sociales sólo constan los cinco Centros Públicos de Atención a la Primera Infancia ubicados en Santander, Castro Urdiales, Laredo, Colindres y Santoña.
A día de hoy, ningún organismo de la Administración de Cantabria cuenta con un censo de guarderías y centros privados de educación infantil en la Comunidad. 
Por otro lado, las guarderías de nueva apertura sólo cuentan con la licencia municipal, y hay disparidad de criterios en los Ayuntamientos sobre si precisan o no de expediente de actividades molestas.
Rosa Angulo señaló que “existen numerosos establecimientos abiertos como ludotecas o parques de ocio que suponen una competencia desleal, y funcionan como guarderías al atender de forma regular niños de 0 a 3 años, cuando su normativa no permite este sistema de funcionamiento”. La confusa situación hace posible que “en algunos centros concertados se avise a los padres, a partir de enero del año en curso, de que ya pueden llevar a sus hijos a las aulas de 2 o 3 años, cuando lo cierto es que esa incorporación no puede hacerse hasta que empiece el curso en septiembre”.
Desde la Asociación de Guarderías se ha valorado muy positivamente la respuesta recibida por la Consejería que supone “participar en un equipo de trabajo que analice, evalúe y de solución a lo que a nuestro entender es una justa reivindicación: regular definitivamente el sector de la enseñanza y educación infantil exclusivamente, como figura en nuestro epígrafe fiscal”.
Rosa Angulo ha animado a las Guarderías y Escuelas Infantiles de Cantabria “a participar a través de la Asociación en esta mesa de trabajo que confiamos en que dé solución a una reivindicación histórica de las empresas del sector”.

 


Comparte ...                                        
Tweets por @Ceoecant